¿Qué es el pie plano infantil o pediátrico?

Solemos pensar en “pie plano en niños” como una reducción en la altura del arco plantar longitudinal (también conocido como bóveda plantar).

De hecho, cuando un niño está de pie y apoya su peso en la plantar, provoca una serie de problemas de alineación. En esta situación, la garra se aleja del cuerpo (lo que llamamos “talo valgo”), la zona del arco plantar en la mediopie toca el suelo, dando la apariencia de un pie “encorvado”, y la mitad más anterior del pie se coloca en supinación, o con más apoyo interno.

Lee más en Miprotesisdepierna.mx para conoce sobre esta y otros padecimientos que pueden afectar a tus hijos, además de las soluciones que existen en la actualidad, como tratamientos y aparatos ortopédicos especializados.

Tipos de pie plano

Hay básicamente dos tipos de planos circulares en un niño: planos circulares flexibles y planos circulares rígidos.

El tablón flexible empanada se distingue por su regular esquelética ya la vez alta flexibilidad articular. Como resultado, cuando el niño se pone de pie y soporta su peso, el puente se derrumba y la garra se cae. Sin embargo, después de que logramos salir de las puntillas, el puente vuelve a aparecer y la garra se coloca hacia adentro. El término “flexible” se refiere a la flexibilidad de las articulaciones del pie y su capacidad para corregir problemas de alineación.

El pie plano rígido se distingue por la presencia de uniones anómalas entre los dedos. Esto da como resultado una deformidad con una menor altura del arco longitudinal y una desviación en valgo de la garra. Cuando un niño se pone las manos en las caderas, la posición de los pies no cambia ya que su movilidad está restringida por la unión de los huesos. Hay dos tipos básicos de uniones anómalas: entre astrágalo y calcáneo y entre calcáneo y escafoides. El primero provoca un bloqueo considerablemente más grave. Esta es una situación permanente que no cambia con la edad.

Causas del pie plano en niños

Una afección común son los pies planos. Es habitual en bebés y niños pequeños.

Debido a que los tejidos que sostienen las articulaciones del pie (conocidos como tendones) han flotado, tienen pies planos.

A medida que los niños crecen, sus tejidos se tensan y forman un arco, lo que ocurre a la edad de dos o tres años. Cuando son adultos, la mayoría de las personas tienen arcos normales. Sin embargo, es posible que este arco nunca surja en algunas personas.

Algunas enfermedades hereditarias pueden provocar la flacidez del tendón.

  • El síndrome de Ehlers-Danlos
  • El síndrome de Marfan

Síntomas del pie plano en niños?

El pie del bebé aplanado se puede detectar al nacer o años después. La mayoría de los niños con pie plano no presentan síntomas, aunque algunos niños presentan uno o más de los siguientes síntomas:

  • Dolor, sensibilidad o calamidades en el pie, pierna o rodilla
  • Inclinación de la garra hacia el exterior
  • Torque o cambios en el patrón de caminar
  • Dificultades con los zapatos
  • Energía reducida al participar en actividades físicas
  • Voluntariado en actividades físicas
    • ¿Quiénes son más vulnerables a sufrir pie plano?

      Los pies planos constituyen una afección común y normal entre bebés y niños pequeños. Los pies de los recién nacidos se caracterizan por un mayor acúmulo de grasa y más elasticidad de los ligamentos, lo que en apariencia es un pie plano. Es cuando comienzan a caminar cuando se va ejercitando la musculatura plantar y se muestra el arco plantar.

      La mayor parte de las veces, es un problema que se diagnostica con facilidad tras una exploración sencilla, y el tratamiento que supone se basa principalmente en una correcta explicación a los padres y una adecuada vigilancia del niño.

      Diagnóstico del pie plano infantil

      Para comenzar, verifique si se trata de una tabla circular flexible y elimine la llamada tabla circular rígida.

      Se requiere un examen muculo-esquelético completo del niño, con especial atención al tobillo y al pie.

      En general, se debe determinar si el niño presenta alguna hiperlaxitud ligamentosa que pueda contribuir al “hundimiento” del pie cargado.

      También es crucial observar los patrones angulares y rotacionales de las piernas, así como el patrón de marcha, para descartar cualquier otro problema esquelético.

      La “prueba de Jack” y pedirle al niño que coloque puntillas son dos maniobras básicas para determinar si se trata o no de una empanada flexible.

      Si la exploración es compatible con un pie plano flexible, normalmente no es necesario realizar estudios radiológicos. Si por el contrario se trata de un pie plano rígido, probablemente habrá que realizar estudios por la imagen para determinar el tipo de malformación ósea subyacente.

      Tratamiento del pie plano pediátrico

      En general, un pastel flexible no requiere tratamiento. Se trata de pies regulares que naturalmente mejorarán su alineación.

      Conviene estimular el desarrollo de la musculatura propia del pie por ejercicios como caminar de puntillas, o, más simple, caminar descalzo por casa.

      Debemos evitar llevar una pantorrilla rígida ya que impide el correcto desarrollo del pie. No se recomiendan las plantillas, así como otro tipo de aparatos o ropa ortopédica.

      Cuando un niño pone su peso encima de la planta del pie, las plantillas cambian de soporte. Sin embargo, no se ha demostrado evidencia de que tengan algún efecto en la corrección de la longitud del arco interno o cualquiera de los otros trastornos de la alineación del pie flexible.

      Las plantillas, por su parte, contribuyen a que la suela del calzado se vuelva más rígida, lo que dificulta el desarrollo muscular del pie. También se ha establecido que un porcentaje de niños que utilizan plantillas pueden desarrollar problemas psicológicos relacionados con su propia imagen frente a sus compañeros.

      Actualmente, solo se recomiendan para algunos tipos de infecciones del pie en las que hay llagas y callosidades o dolor.

      No recomendamos la corrección quirúrgica de una tarta plana flexible ya que creemos que es una tarta “normal” que mejora con la edad y no provoca problemas dolorosos ni funcionales.

      Existen varias técnicas quiroprácticas para alterar la posición en la que se articulan los dedos de los pies justo debajo del tobillo.

      En general, consisten en colocar un apoyo entre los huesos astrágalo y calcáneo con el fin de elevar en altura el arco interno longitudinal.

      En general, solo recomendamos la corrección quirúrgica en casos extremos, generalmente en combinación con otros síntomas osteopatológicos y en deformidades dolorosas o progresivas de las extremidades.

      En los casos de pie aplanado causado por uniones óseas anormales, suele ser suficiente un tratamiento rehabilitador que revierta la contractura de la musculatura peronea. Si hay convulsiones recurrentes o dolor que no responde al tratamiento, se debe considerar una cirugía de unión ósea atípica.

¿Qué es la ortopédia pediátrica?

La ortopedia pediátrica u ortopédia infantil o para niños, se encarga de tratar las lesiones y trastornos musculoesqueléticos en niños y adolescentes. Es importante recordar que los músculos y la piel aún se están desarrollando durante la niñez y la adolescencia. Por ello, las lesiones o defectos traumatológicos deben ser tratados de forma especializada, ya que no es lo mismo tratar una misma lesión en un adulto y en un niño.

Los ejemplos más comunes de lesiones infantiles incluyen deformidades en los pies, anomalías en la marcha y displasia de cadera, entre otras. Estos problemas pueden ser hereditarios, congénitos o adquiridos.

En Miprotesisdepierna.mx te contamos todo sobre esta especialidad y cuál es su importancia, sobre todo si tienes nños pequeños que requieran de estos tratamientos.

¿A quienes atiende la ortopédia pediátrica?

Ortopedia infantil es una especialidad de ortopédica y traumatológica que se encarga de lesiones y msculo-esqueléticos en niños y adolescentes. También conocido como traumatólogo pediátrico o cirujano ortopédico pediátrico.

Los ejemplos más comunes de lesiones infantiles incluyen deformidades en los pies, anomalías en la marcha y displasia de cadera, entre otras. Estos problemas pueden ser hereditarios, congénitos o adquiridos.

¿Qué es un ortopedista pediátrico?

Si su hijo tiene problemas osteomusculares (de la cabeza), un ortopeda pediátrico tiene la experiencia y las calificaciones para ayudarlo.

¿Qué preparación tienen estos especialistas?

Las ortopedas pediátricas son médicos que cuentan con:

  • Graduado de una escuela de medicina acreditada
  • Graduación de un programa de residencia acreditado en Ortopedia
  • Ha completado entrenamiento adicional en la subespecialidad de ortopedia pediátrica.

Los ortopedas pediátricas tratan a los niños desde la infancia hasta la adolescencia.

Eligieron la atención pediátrica como el enfoque de su práctica médica y aprendieron la naturaleza única de la atención médica y quirúrgica pediátrica a través de una capacitación avanzada y experiencia clínica.

¿Qué padecimientos tratan los médicos especialistas en ortopédia pediátrica?

Los ortopedistas pediátricos diagnostican, tratan y manejan problemas osteomusculares en niños como los siguientes:

  • Deformidades de las extremidades y de la columna vertebral (como pies deformes y escoliosis)
  • Anomalías en los patrones de marcha (cojera)
  • Infecciones de la piel y articulaciones
  • Huesos fracturados

¿Dónde se brinda el servicio de ortopédia pediátrica?

Cirujanos ortopedas pediátricos trabajan en una variedad de entornos médicos, incluidos hospitales pediátricos, centros médicos universitarios y grandes hospitales comunitarios.

Problemas ortopédicos más comunes en niños

El diagnóstico prematuro, al igual que la detección temprana en otros campos de la medicina, puede ayudar a prevenir un problema ortopédico en los niños, lo que se traduce en un mejor tratamiento y una corrección más rápida. Algunas de las enfermedades que trata esta especialidad son:

  • Deformidades columnares
  • Deformidades en brazos o piernas
  • Deformidades del aparato locomotor como resultado de enfermedades neuromusculares, metabólicas y otras.

También se destacan como ejemplos frecuentes:

  • Deformidades de los pies (pie plano o pie cavo)
  • Cambios en el orden de marcha (diferencia de longitud de miembros inferiores)
  • Displasia de la caverna
  • Cambios en los ángulos de los miembros inferiores

¿Qué subespecialidades hay en ortopedia pediátrica?

Esta especialización engloba todas las subespecialidades que se encuentran en la ortopedia de adultos, pero los profesionales que se especializan en este campo han recibido capacitación adicional en problemas ortopédicos congénitos o adquiridos en niños y adolescentes, porque las lesiones cambian y el cuerpo responde de manera diferente según la edad del paciente. En concreto, es durante las etapas infantiles cuando los músculos y la piel están creciendo y desarrollándose. En consecuencia, los principios de la ortopedia establecen que es fundamental reconocer y realizar un diagnóstico temprano de cualquier enfermedad ortopédica para brindar el tratamiento adecuado.

¿Cuándo necesita ver a un ortopedista pediátrico?

Cuando se descubre un problema en un niño, es fundamental buscar el consejo de un ortopedista pediátrico. Esta persona puede realizar un examen físico completo para evaluar los rangos de movimiento articular, identificar áreas de dolor, buscar derrames articulares y verificar la estabilidad de la articulación. Además, es fundamental que este especialista se concentre en las áreas de crecimiento de las extremidades del cráneo, que son las más vulnerables a las lesiones durante los primeros 20 años de vida.

Plantillas para juanetes: ¿Qué son y cómo funcionan?

Seguro todo el mundo ha escuchado sobre los famosos e indeseables juanetes de los pies. Pero, ¿sabes qué son, cómo surgen y cómo pueden corregirse?

Los juanetes son protuberancias de piel que se dan en la base del gordo dedo del pie. Son más comunes en mujeres que en hombres, y no desaparecen con la edad. Los niños también pueden tener juanetes; esto se debe al hecho de que son heredados.

En Miprotesisdepierna.mx te contamos todo lo que debes saber sobre las plantillas para juanetes y todo tipo de aparatos ortopédicos.

¿Qué son las plantillas para juanetes?

Las plantillas para juanetes ayudan a reducir la inflamación y el dolor que esta deformidad osea del gordo dedo del pie provoca en el día a día. Son adaptables, fáciles de usar y extremadamente cómodos, con diseños ergonómicos capaces de actuar como una medida preventiva si tienes un pequeño problema de juanetes o si tu problema ha progresado pero aún no requiere cirugía.

Para qué sirven las plantillas para juanetes?

Las plantillas para juanetes evita que crezca el juanete y ayuda a reducir el tamaño de la protuberancia y deformidad. Es completamente ajustable y puede ayudar a aliviar el dolor, la presión y la inflamación causados ​​por esta enfermedad. Además, tiene un tacto suave que evita la irritación de la piel durante su uso. La férula aliviará el dolor en el pie causado por el juanete, y se restablecerá el gordo dedo del pie.

¿Qué son los juanetes

Cuando el dedo gordo del pie alcanza el segundo dedo, forma un juanete. Esto da como resultado la aparición de una protuberancia en el borde externo del dedo.

La prevalencia de juanetes es mayor en mujeres que en hombres. El problema podría ser heredado. Las personas que nacen con una asimetría anormal en el color de sus pies tienen más probabilidades de formar un juanete.

El uso de zapatos puntiagudos con tacón alto puede dar lugar a la formación de un juanete.

A medida que empeora la protuberancia, la infección puede volverse dolorosa. Puede crecer cabello extra y un saco lleno de líquido en la base del pulgar.

Síntomas de los juanetes

En general, se puede realizar un autodiagnóstico para detectar un juanete en el pie.

Los síntomas principales son deformidad de la cabeza, dolor y rigidez.

Las personas también pueden sufrir de:

  • Dolores: articulaciones
  • Pie: deformidad gotosa en la base del pulgar o piel gotosa en la base del pulgar
  • Hinchazón o rigidez articulaciones
  • Enrojecimiento o sensibilidad son otros términos comunes.

En general, un examen físico revela una prominencia en la cara interna (medial) del pie delantero. Esto representa la prominencia ósea asociada con la articulación del gordo dedo (la cara medial de la cabeza del primer metatarsiano). El gordo del pie se extiende hacia afuera (lateralmente) y con frecuencia gira ligeramente. Esto da como resultado el descubrimiento de la articulación en la base del gordo dedo del pie (la primera subluxación metatarsofalángica). Esta articulación se puede colocar en posición neutra en juanetes ligeros y moderados. Esta articulación no puede reducirse por completo si aumenta la deformidad o cambios en la primera articulación metatarsofalángica. Los pacientes también pueden tener un callo en la base.

Causas de los juanetes

Los juanetes no causan ningún daño a determinadas personas, por lo que pasan desapercibidos. A continuación, vamos a comentar las causas más comunes de un juanete:

  • 1-. Llevar hormas angulares en los dedos de los pies de forma habitual, ya que provocan que el antepié esté bajo una presión constante.
  • 2-. Los zapatos con tacón alto provocan que la distribución del peso corporal en la planta de los pies se concentre en la zona del metatarsiano, haciendo que esta zona se sobrecaliente y el arco transversal del pie degenere en un mecanismo de aclimatación para permitir la marcha.
  • 3-. Los juanetes pueden convertirse en personas con cambios en su postura, como cuando tienen un pie plano o cavo.

En el caso del pie plano, el peso suele concentrarse en la mitad del pie, provocando un abultamiento en la base del dedo.

Las personas con un pie hinchado tienen dos puntos de apoyo: la garra y la zona media del pie. Esta distribución de peso también puede tener un papel en la presencia de juanetes.

Tratamiento de los juanetes

Cambiarse los zapatos, ponerse almohadillas en los pies y tomar analgésicos son parte del tratamiento. Los juanetes dolorosos se pueden eliminar sin cirugía.

Los tratamientos comunes no corrigen la deformidad, pero sí retrasan, previenen y modifican los cambios severos del juanete.

Las plantillas ortopédicas son una excelente opción para un tratamiento conservador.

¿Cómo se usan las plantillas ortopédicas para juanetes?

Usar un corrector electrónico de juanetes es bastante sencillo:

  • Para reducir la posibilidad de hinchazón provocada por el juanete, nos lavamos bien los pies con agua de tibia y sal.
  • Para evitar la proliferación de hongo mientras aplicamos y usamos el corrector, nos frotamos los pies de abajo hacia arriba.
  • Colocamos el corrector entre el gordo dedo (pulgar) y el siguiente (ndice). Este incluirá una tira ancha con la que podremos colocar el primero en posición recta. En caso de duda, debemos seguir las instrucciones del fabricante.
  • Para los juanetes ajustamos la regla ortopédica según su forma en el resto del pie.
  • Dejar actuar los juanetes sin corrector quirúrgico durante el tiempo recomendado. Suele durar entre 30 y 4 horas.

Materiales de las plantillas para juanetes

La mayoría de los correctores de juanetes están fabricados en silicona médica o materiales elásticos como la lycra o el neopreno. Estos proporcionan una buena adaptabilidad y movilidad sin sacrificar la presión requerida para resolver la situación. También es posible encontrar un protector de metatarso de plástico articulado, aunque este es menos cómodo. Esta opción solo se recomienda para correctores de noche.

¿Dónde comprar plantillas ortopédicas para juanetes?

Pueden adquirirse en una tienda o clínica especializada en ortopédia, o bien, directamente en internet.

¿Cuánto cuestan?

El precio varía mucho dependiendo de la marca y los materiales de los que esté fabricada la plantilla para juanetes.

Las hay desde los $100 pesos mexicanos hasta de más de $500.

Aparatos ortopédicos: ¿Qué son, cómo funcionan y dónde conseguirlos?

Es muy probable que la gran mayoría de las personas necesiten hacer uso de todo tipo de aparatos ortopédicos en algún momento de la vida, pues el cuerpo humano, ya sea desde el nacimiento o en edades avanzadas, puede sufrir problemas o trastornos que requieran de la corrección con la ayuda de un aparato externo especializado.

Ya sea que los necesitemos para un problema para caminar, dolores, problemas en músculos y huesos o por un accidente, los aparatos ortopédicos siempre serán la mejor opción para rehabilitar nuestro cuerpo hacia una función normal o lo más normal posible.

Sin embargo, ¿sabes qué son los aparatos ortopédicos?, ¿cuáles tipos existen?, ¿cómo se usan y más sobre ellos? En Miprotesisdepierna.mx te contamos todo lo que debes conocer sobre estos artefactos.

¿Qué son los aparatos ortopédicos?

Los dispositivos ortopédicos son dispositivos creados o diseñados específicamente para personas que tienen una discapacidad en una o más áreas del cuerpo. Pueden variar en tamaño desde máquinas pequeñas y simples hasta máquinas grandes y más sofisticadas.

Su función principal es ayudar a una persona a moverse de un lugar a otro, así como corregir posturas.

¿Qué es la ortopedia

La ortopedia es una especialidad médica que se enfoca en el diagnóstico, corrección, prevención y tratamiento de pacientes con deformidades esqueléticas, como problemas en los ojos, articulaciones, músculos, ligamentos, tendones, nervios y piel. Estos componentes forman el sistema músculo-esquelético.

Los avances en ingeniería y tecnología en las últimas décadas supuestamente han resultado en un avance significativo no solo en áreas directamente relacionadas con ellas, sino también en sectores médicos como los negocios ortopédicos. Esta es un área en la que existe una amplia gama de diseños complejos fusionados con temas médicos de manera precisa, todos con un mismo objetivo en mente: asegurar la mejor calidad de vida posible para cada paciente que requiere servicios de ortopedia.

Actualmente, el proceso de venta de material ortopédico, como el de otros mercados, está siendo impulsado por las ortopedias online.

Entre las atenciones de las que suele ocuparse la ortopedia, se encuentran:

  • Deformidades de los huesos
  • Infecciones de los huesos
  • Tumores óseos
  • Fracturas
  • Necesidad de amputación
  • Seudoarticulaciones: dificultad para que las fracturas sanen
  • Consolidaciones defectuosas: fracturas consolidadas en mala posición
  • Deformidades de la columna vertebral
  • Artritis
  • Bursitis
  • Dislocación
  • Dolor articular
  • Hinchazón o inflamación articular
  • Rupturas de ligamentos

¿Cuál es la importancia de los aparatos ortopédicos?

Los dispositivos de apoyo y los dispositivos ortopédicos son herramientas que lo ayudan a sostener objetos, abrir y cerrar puertas y transferir peso mientras cambia de posición o camina. Es fundamental lograr un equilibrio entre el uso de una articulación adolorido (artrítica) y su resto. Cuando el ejercicio por sí solo no es suficiente para reducir el dolor, los dispositivos de asistencia y los dispositivos ortopédicos pueden ayudar al transferir el peso fuera de la articulación.

Tipos de aparatos ortopédicos?

Hay varios tipos de dispositivos ortopédicos; sin embargo, siempre debemos tener en cuenta que su finalidad es apoyar o fijar una o más coyunturas defectuosas. Es importante tener en cuenta que cuando usamos uno de estos dispositivos por primera vez, no debemos dejarlos desatendidos porque son nuevos y diferentes. Además, el tiempo de uso debe ser por períodos cortos de tiempo, aumentando gradualmente a medida que pasa el tiempo.

Para ser ideal, un dispositivo ortopédico debe cumplir una serie de criterios, que incluyen comodidad, facilidad de inserción y extracción, ausencia de daños (ceir o corte), habitabilidad sin dejar de ser resistente y la capacidad de ajustarse o adaptarse a medida que el niño o la persona crece. Dentro de ellas encontramos también lo que se conoce como hipótesis, que deben reunir las mismas condiciones.

Considere que los dispositivos ortopédicos se deben hacer a la medida y de manera individualizada para cada persona que los requiera. Los ejemplos de dispositivos ortopédicos incluyen piernas completas, pilares cortos, cinturones de cadera, chalecos o corsé ortopédicos y plantillas ortopédicas para zapatos.

¿Cómo se usan los aparatos ortopédicos?

Los dispositivos de apoyo deben usarse junto con el ejercicio.

Un bastón o una muleta utilizados en el lado opuesto de una rodilla o cadera adoloridos pueden ayudar a reducir la tensión articular.

Los dispositivos ortopédicos y las férulas se pueden usar en situaciones específicas para ayudar a reducir el dolor al reducir la fuerza de tensión articular.

Los taburetes, carritos, contenedores de basura y otros artículos sobre ruedas se pueden rellenar en lugar de transportarlos o almacenarlos.

Se pueden utilizar extensores para pomo (perillas, picaportes) para abrir puertas sin girar el pomo. Un asiento inodoro elevado puede ser útil, especialmente en el caso de una rodilla o cadera adolorida. Las asas moldeadas o acolchadas facilitan el agarre de objetos como llaves, utensilios de cocina, peines o cepillos dentales.

¿Quienes recomiendan y diseñan los aparatos ortopédicos?

Estos dispositivos deben estar en manos de ortopedistas y usarse para rehabilitación; cada uno debe ser hecho específicamente para el paciente y modificado de acuerdo a sus necesidades; la edad también es una consideración a tener en cuenta al cambiar un dispositivo ortopédico. Para el mejor desarrollo y adaptabilidad de estos dispositivos, deben usarse de manera consistente.

La atención ortopédica requiere un enfoque de equipo de manera regular. Esto podría incluir un médico, un especialista no médico y otros proveedores de servicios. Los especialistas no médicos, como un fisioterapeuta, son profesionales.

Después de graduarse, los cirujanos ortopédicos reciben entre 5 y 10 años adicionales de capacitación. Se especializan en el tratamiento de problemas con los ojos, músculos, tendones y ligamentos. Están calificados para manejar problemas articulares utilizando técnicas quirúrgicas y no quirúrgicas.

¿De qué están hechos los aparatos ortopédicos?

En el mundo actual, podemos encontrar muchos dispositivos modernos hechos de plástico o metal. El metal es una mezcla de acero y aluminio que lo transforma en un material fuerte pero moldeable. En plástico, se recomienda utilizar polipropileno ya que es fácil de moldear al calentar. Las personas con discapacidad no siempre tienen acceso a uno de estos dispositivos ortopédicos, por lo que existe una variedad de técnicas y materiales ortopédicos que pueden ayudar a reemplazar estos dispositivos sofisticados manteniendo su funcionalidad y viabilidad.

¿Dónde conseguir aparatos ortopédicos?

Los aparatos ortopédicos pueden conseguirse en consultorios o clínicas de ortopédia especializada, o bien, deben ser diseñados y fabricados por expertos de acuerdo a las necesidades únicas de cada paciente. Para esto se puede necesitas de estudios de imágen.

Los procedimientos imagenológicos pueden ayudar en el diagnóstico y tratamiento de una variedad de enfermedades ortopédicas. El proveedor de atención médica tiene la autoridad para ordenar:

  • Radiografías
  • Gammagrafías óseas
  • Tomografía Computarizada (TC)
  • Resonancia magnética (RM)
  • Artografías (radiografías de articulación)
  • Discografía

¿Cuánto cuestan los aparatos ortopédicos?

Los puestos varían dependiendo del tipo de aparato ortopédico, los materiales y funciones específicas que deban cumplir. Pueden ir desde unos cuántos cientos de pesos para el caso de plantillas o dispositivos simples, hasta miles de dólares para lo más especializados como las prótesis de pierna transfemoral, prótesis de pie y más.

Plantillas ortopédicas para niños: ¿Qué son y para qué sirven?

¿Notas que tu hijo o hija comienza a tener problemas para caminar, correr, de postura o inclusive para ponerse de pie y realizar cualquier actividad física? ¿Le han diagnosticado un padecimiento como pie plano o pediátrico? Quizá lo que necesite son plantillas ortopédicas para niños.

Unas décadas atrás,si un infante padecía algún problema en los pies, desafortunadamente debía tratarse con la limitada tecnología de la época, como utilizar unos botines ortopédicos bastante incómodos, duros y poco estéticos, los cuales se les conoce popularmente como zapatos ortopédicos.

Gracias a los avances médicos/ortopédicos y a la tecnología, hoy en día contamos con tratamientos por medio de plantillas ortopédicas para pies de niños, los cuales han superado por mucho los antiguos tratamientos para pies planos, dolor de pies y problemas posturales en niños.

Este tratamiento tiene el objetivo de, por medio de plantillas ortopédicas, corregir la formación del arco y que los pies funcionen de manera adecuada para que su caminar sea normal, previniendo otras complicaciones de postura y que se acreciente el problema.

Las plantillas ortopédicas personalizadas se acoplan en el calzado de uso diario del infante y son intercambiables. Lo recomendable es que los niños las utilicen diariamente, para la escuela y para practicar deporte, dándoles la estabilidad que requieren y corrigiendo progresivamente el problema.

Conoce más acerca de las características, funciones y beneficios de las plantillas ortopédicas para niños en Miprotesisdepierna.mx y obtén las mejores con nuestros especialistas.

¿Qué son las plantillas ortopédicas para niños?

Las plantillas ortopédicas para niños son dispositivos ortopédicos que se usan dentro del calzado con una forma y rigidez personalizada diseñada para corregir el problema que se presenta en el pie y en la postura.

Estas deben estar fabricadas de materiales suaves y confortables, que logren absorber el impacto del pie contra el suelo al caminar o correr, esto debido a que al principio las modificaciones que se coloquen pueden llegar a cansar un poco, siendo esto último muy normal porque el niño o niña no cuenta con la estructura o postura correcta, las plantillas ortopédicas lo que buscarán será corregir la pisada y vicios posturales, ocasionando un poco de dolor en los pies los primeros 3 días como proceso de adaptación, por ello, las plantillas deben ser elaboradas de un material suave y confortable que les ayude a facilitar el proceso de uso.

Las plantillas ortopédicas para niños deben ser recetadas por un ortesista, ortopedista o fisioterapeuta especializado, pues el uso incorrecto o arbitrario de estas, puede causar un mayor problema para la salud y postura del menor.

Ya que fueron evaluados y conforme las características que presentan, se recomendarán plantillas con las medidas y modificaciones exactas de acuerdo a sus necesidades; por ello las plantillas para niños deben ser específicas.<(p>

¿Cuáles son los problemas para los cuales se recomiendan las plantillas para niños?

Existen diversas anomalías del pie o problemas de postura que pueden ser corregidos con el uso de plantillas ortopédicas para niños, como lo son:

  • Caminar de puntas:Esta forma de caminar es frecuente en los niños en edades de uno a tres años, esta tendencia generalmente desaparece a los 3 años. Si un niño presenta esta marcha de forma exclusiva y sigue haciéndolo despegues de los tres años, deberán ser evaluados por un médico lo antes posible.
  • Pie Plano:El pie plano es una patología común, es normal en los niños hasta los 3 años. Esto se debe a que los tejidos que sostienen las articulaciones del pie están débiles. A medida que los niños crecen estos tejidos se tensa, se fortalecen y forman un arco. Si persiste en niños mayores, debe ser revisado para evitar complicaciones.
  • Pie Cavo:Consiste en la elevación de la bóveda de la planta del pie y es lo contrario del pie plano. Los dedos incluso pueden quedar en garra o flexionados hacia adentro. Esto disminuye el tamaño del pie. Se puede identificar a los niños con esta patología, si al caminar no dejan huella en la parte central de la planta.
  • Pie Varo:Se observa el talón mirando hacia adentro.
  • Pie Valgo:El talón mira hacia afuera.
  • Pie Aducto:El antepié se desvía hacia adentro.
  • Pie Supinador:La planta del pie mira hacia adentro.
  • Pie Pronador:La planta del pie mira hacia afuera.
  • Pie Talo:Apoya solo con el talón.
  • Pie Abductor:El pie se desvía hacia afuera.
  • Pie Equino:Las deformidades anteriores pueden combinarse en lo que llamamos “pie equino”, así, tendremos Pies Talo-Valgos, Equino-Varos, etc.

Diagnóstico y recomendación de plantillas

Para determinar cuál es el o los problemas del pie que presenta el niño, y con ello recetar o diseñar la plantilla adecuada, es necesario realizar un estudio de pie y postura tiene una duración de entre 45 min y 1 hora y que consiste en:

  • Evaluación estática y dinámica del pie
  • Análisis postural
  • Realineación corporal
  • Reducación de la técnica de marcha (forma de caminar)
  • Par de plantillas ortopédicas personalizadas que se entregan al paciente en 7 días. Se diseñan especialmente para cada pie de cada niño.

¿A partir de qué edad pueden usar plantillas para los pies los niños?

Generalmente los ortopedistas sugieren el uso de las plantillas ortopédicas para niños hasta los 3 años. No obstante hay niños con patologías más graves que requieren atención antes de esta edad.

Es muy importante tomar en cuenta que las variaciones en la forma de los pies infantiles pueden ser transitorias y existe la posibilidad de que se corrijan conforme va creciendo el niño.

Síntomas de que el niño necesita plantillas para los pies

Los síntomas más comunes de que un niño sufre de un problema en los pies para los cual es posible que requiera de plantillas ortopédicas y a los que, nosotros como padres, debemos prestar atención, son:

  • Dolor en pies, tobillos, rodillas o alguna otra parte de las piernas.
  • Pie plano, pie cavo, piernas en “O” o en “X”, etc.
  • Gasta los zapatos de forma desigual.
  • El niño se cae mucho o se le dificulta correr.
  • Factores hereditarios que predisponen alguna patología en el niño, por ejemplo, si alguno de los padres tienen pie plano.
  • El pie plano es la primera manifestación de parálisis cerebral leve en el niño.

¿Cómo es el caminar correcto de un niño?

Resulta indispensable conocer el proceso normal de caminar en los infantes, pues este requiere de un aprendizaje oportuno y que evoluciona con el crecimiento. La estructura de la marcha en los niños inicia a partir de los 3 años, aunque no se parecerá a la de los adultos hasta los 5 a 7 años.

Los niños al empezar a ponerse de pie no tienen un soporte adecuado en la planta de los pies, y deben adaptarse gradualmente al peso de su propio cuerpo. La mayoría de los bebés nacen con los pies planos, desarrollando el arco de sus pies a medida que van creciendo. Sin embargo, en el 40% de los niños que nacen con pies planos, el arco del pie nunca se acaba de desarrollar por completo.

Lo primero que perciben los padres a menudo es que su hijo se cae con frecuencia y parece tener los “tobillos débiles”, que se vencen hacia adentro. En cuanto a las rodillas, con el tiempo van cambiando de ser curvas ya sea en forma de “O” o de “X”, a empezar a adquirir tono, fuerza y a extenderse, lo cual da mayor soporte a las plantas de sus pies y propicia la formación de los arcos.

Existen diferentes patologías en los pies del niño como son pie plano, pies laxos, valgos, varos, pies cavos, algunos caminan de puntas, presentan desviación en sus rodillas, etc.

¿Cómo se elaboran las plantillas ortopédicas para niños?

Para la elaboración de las plantillas ortopédicas, será necesario tomar la medida de los pies del niño o niña, para realizar la plantilla en el número correspondiente.

En los niños es recomendable pedir un medio o un número más grande la plantilla ortopédica en relación con lo que llega a medir el pie y posteriormente comprar los zapatos con las plantillas.

¿Cómo se usan las plantillas ortopédicas para niños?

Al realizar las plantillas ortopédicas a la medida, es posible intercambiarlas en todos los zapatos que utilice el niño o niña, para esto, es importante también que los padres monitoreen el crecimiento de los pies y en caso de observar algún enrojecimiento debido al ajuste de los zapatos, lo mejor será cambiarlos junto con las plantillas en caso de quedarles pequeñas.

Es importante recordar que, debido al crecimiento de cada niño o niña, las plantillas deben ser renovadas por lo menos cada 4 o 6 meses, esto debido al crecimiento del menor, por lo que es recomendable que los niños o niñas sean evaluados nuevamente para conocer el avance de su tratamiento y posteriormente realizar las plantillas ortopédicas con los ajustes necesarios.

Plantillas para espolón: ¿Qué son y cómo funcionan?

Los padecimientos ortopédicos son de los problemas de salud y calidad de vida más comunes que afectan a las personas en la actualidad, pues por el ritmo de vida que llevamos, hábitos y poca información que se tiene al respecto, mucha gente no está al tanto del cuidado del sustento de su cuerpo: los pies.

Uno de los padecimientos más comunes, aunque en la mayoría de los casos no es tan grave ni supone un riesgo de alta preocupación, si es molesto y puede llegar a causar dolor o incapacidad a las personas, es el espolón calcáneo.

Pero… ¿de qué se trata este padecimiento? ¿cuáles son sus síntomas? ¿qué tratamientos existen y cómo funcionan las plantillas para espolón? ¡En Miprotesisdepierna.mx te contamos todo lo que debes saber!

Antes que nada, ¿Qué es el espolón calcáneo del pie?

El espolón calcáneo se trata de un crecimiento anormal del hueso que se ubica en el talón del pie, patología que normalmente se deriva de la fascia plantar.

Cuando la fascia plantar (tejido que une al talón con la zona que se ubica debajo de los dedos de los pies) es sometida a una sobrecarga, presión y tracción al caminar o correr (esfuerzo), se generan microrroturas.

Las microfracturas pueden generar una calcificación que deriva en la formación de una especie de hueso que provoca en el paciente un dolor agudo, acompañado de la sensación de pinchazos en el talón del pie por dentro.

El síntoma más común del espolón de pie es el dolor que se intensifica con la carga de peso estando de pie o caminando, es un dolor que no puede confundirse con alguna otra patología ya que se encuentra muy bien ubicado en la zona del talón.

¿Cuáles son las causas del espolón del pie?

Los espolones del talón son un proceso de formación prolongado de muchos meses. Pueden ser ocasionados por un estiramiento de la fascia plantar que se desgarra y la membrana que cubre el hueso se lastima. Son más comunes en deportistas en donde sus actividades involucran correr o saltar.

Entre las causas más comunes de esta formación se encuentran:

  • Anomalías en la biomecánica del pie que producen demasiada tensión en los ligamentos y nervios en la zona interna del talón relacionados a pies planos o cavos, es decir arcos muy altos.
  • Correr o trotar sobre superficies duras.
  • No utilizar el calzado apropiado, en zapatillas que sean planas y no tengan ningún soporte en el arco.
  • Obesidad o sobrepeso.
  • Diabetes.
  • Edad avanzada ya que disminuye la flexibilidad de la fascia plantar y se adelgaza la almohadilla de grasa que protege al talón.
  • Pasar mucho tiempo de pie.
  • Actividad física excesiva.

Síntomas del espolón calcáneo

Los espolones causan una sensación punzante muy característica en o debajo del calcáneo (talón). El dolor es normalmente peor cuando el paciente se levanta y se pone de pie.

Los espolones calcáneos pueden causar un dolor crónico o intermitente.

¿Cómo se diagnostica el espolón calcáneo?

El dolor punzante localizado en el talón puede ser todo lo que un médico necesite para diagnosticar la presencia de espolones calcáneos.

La mayoría de las veces es suficiente con realizar un examen clínico, pero es recomendable acompañarlo con estudios de imagen, como una radiografía o un ultrasonido, aunque es necesario mencionar que en muchas de las ocasiones el espolón no se detecta en una radiografía.

¿Quiénes son más propensos a sufrir de espolón de pie?

Aunque este síndrome es más común en personas mayores de 40 años o adultos mayores, puede ocurrir a cualquier edad. Los siguientes factores aumentan la probabilidad de desarrollar esta condición:

  • Andar de una forma que se aplique demasiada presión en ciertas áreas del pie
    Sobrepeso
  • Llevar zapatos gastados o que no se ajustan bien al pie
  • Trabajos que requieren pasar largos periodos de tiempo de pie o levantando objetos pesados
  • El proceso natural de envejecimiento que resulta en una disminución de la elasticidad del ligamento

Factores de riesgo

Si tu cuerpo ha creado depósitos de calcio en un esfuerzo para que la fascia plantar tenga un apoyo, cada vez que das un paso, el espolón calcáneo se introduce en el tejido blando y graso que está en contacto con la parte inferior de tu talón. Las personas que sufren de espolón calcáneo experimentan sensaciones punzantes porque la protrusión dura se encuentra literalmente clavada en la almohadilla del talón.

Si permanece sin tratar, la Fascitis Plantar y Espolones Calcáneos, puede erosionar la almohadilla grasa del talón y causar un daño permanente en el pie.

¿Cómo prevenir el espolón del pie?

Se puede prevenir el desarrollo de espolones en los pies al utilizar calzado adecuado con plantillas con absorción de impacto, contrafuerte firme, plantillas suaves para el talón, usar tacones moderados entre 3 y 6 cm, ser selectivos en el uso del calzado dependiendo la actividad, calentamiento y estiramientos adecuados previos y post la actividad física y no excederse, evitar el sobrepeso y más, pueden ser algunas sugerencias para prevenir la formación de espolón calcáneo y dolores en la fascia plantar.

Tratamiento para el espolón del pie

El tratamiento para el espolón calcáneo del pie regularmente es conservador y no invasivo para el paciente, entre las principales recomendaciones que se le hacen al paciente son:

  • Guardar dentro de lo posible reposo; evitando las caminatas largas, actividad física de alto impacto o estar de pie por periodos largos de tiempo.
  • Para las personas que sufren de sobrepeso, es primordial bajar de peso.
  • En caso de que el dolor sea muy fuerte, administrar antiinflamatorios o analgésicos.
  • Tomar alguna terapia física o realizar ejercicios recomendados por un fisioterapeuta.
  • Modificar el calzado que usualmente se usa, para estos casos se recomienda el uso de calzado que tenga tacón de altura mediana y preferentemente de goma.

Plantillas para espolón

La opción de adquirir unas plantillas ortopédicas a la medida es una opción complementaria y no invasiva para el paciente, considerada como una primera opción para aliviar las molestias a causa del espolón calcáneo, debido a que en algunos casos más severos los médicos pueden llegar a sugerir una cirugía, que no garantiza que el espolón desaparezca definitivamente.

¿De qué materiales se fabrican las plantillas para espolón?

Las plantillas ortopédicas para espolón calcáneo son fabricadas con silicón por lo que son hipoalergénicas, sin embargo, algunas taloneras cuentan con una telilla que previene el mal olor. Lo anterior permite que el calzado se mantenga fresco y seco. En ambas plantillas, tanto con o sin tela, su funcionalidad es exactamente la misma y ambas pueden ser lavadas para mayor higiene. Aunque, si la persona sufre de sudoración o problemas de hongos en los pies, es recomendable comprar las taloneras con telilla.

De igual forma hay que considerar si son para hombre o mujer, esto porque hay medidas diferentes de plantillas. Las de hombre son más anchas que las platillas para mujeres.

Las plantillas vienen por rangos de numeración:

  • Medianas: talla 5-6
  • Grandes 6-7

¿Cuánto cuesta una plantilla para espolón?

El precio de las plantillas ortopédicas de espolón varía según su marca y establecimiento donde es adquirida. En el mercado se pueden encontrar plantillas ortopédicas con precios muy económicos desde los 70 hasta más de 300 pesos mexicanos.

¿Cuánto cuesta una prótesis de pierna y cómo ahorrar en una?

¿Cuánto cuesta una prótesis de pierna?

¿Estás en búsqueda de una prótesis de pierna para ti o para algún familiar o ser querido que ha sufrido una amputación y la necesita? ¿No sabes cuáles son los precios ni cómo conseguir una prótesis que se adapte a tu presupuesto?

Debes de saber que en este tipo de dispositivos, como sucede en cualquier tipo de producto, existen diferentes precios que varían dependiendo de una serie de características específicas, por lo que no se puede decir exactamente cuánto cuesta una prótesis de pierna.

Sin embargo, sí existen diversos rangos que puedes considerar para darte una idea de cuánto será lo que deberás invertir en este tipo de aparatos.

Por lo general los precios de las prótesis de pierna rondan los $20,000 a los $30,000 pesos mexicanos, aunque en el caso de las prótesis especializadas para deportistas o prótesis robóticas, el precio puede elevarse a más de $100,000 pesos.

En un país como México, el costo de una prótesis de pierna puede ir desde precios accesibles, como en el caso de muchas prótesis que se comercializan en Miprotesisdepierna.mx, sin embargo, se sabe de dispositivos biónicos de última generación cuyos precios rondan los $250,000 hasta más de $2,000,000.

Pero no dejes que estas cifras te asusten, pues estos precios elevados sólo son en el caso de las prótesis robóticas más avanzadas de todas, pues para los dispositivos comunes pero eficientes, podrás encontrar precios bastante accesibles.

Sí, sabemos que se trata de una inversión bastante importante, sin embargo, a comparación de los beneficios a la salud, autoestima y la calidad de vida de los pacientes, es una cantidad bastante pequeña.

Es por ello que en esta ocasión te hablaremos sobre todos los precios que podrás encontrar en el mercado, de qué dependen y cómo puedes ahorrar al conseguir la mejor prótesis de pierna en México.

¿De qué depende el precio de las prótesis de pierna?

Prótesis de pierna precio

Como lo mencionamos anteriormente, las prótesis de pierna no tienen un precio fijo, sino que se establece de forma personalizada dependiendo de las necesidades de cada paciente y las características de fabricación del aparato.

Es por ello que existe una amplia lista de factores que son considerados para establecer el precio de la prótesis, como lo son:

  • Materiales: Los materiales de los cuales se fabrique la prótesis son la principal variante en el costo, ya que son hechas de diversos metales, aleaciones y otros materiales que otorgan la resistencia y flexibilidad necesaria para cada caso clínico. Por lo general los metales más raros y valiosos son los que elevan el costo de la prótesis, como el titanio o el acero inoxidable.
  • Tamaño: El tamaño de la prótesis o las secciones del miembro inferior que reemplaza también son un indicador del precio, pues obviamente se usa más cantidad de material para elaborar las prótesis grandes, como lo es el caso de la prótesis de pierna completa.
  • Funciones: Las funciones especiales del aparato también influyen para determinar cuánto cuesta una prótesis de pierna, ya que existen diversos tipos, como las prótesis de pierna para correr, para deportistas, prótesis para niños y prótesis robóticas. Todas ellas con características distintas.
  • Socket: El socket es la sección de la prótesis que se adapta al muñón o miembro residual, y el cual también puede influir en el precio del artefacto dependiendo de sus materiales, tipo de sujeción, etc.
  • Tecnología Las prótesis de pierna emplean diferentes tipos de tecnologías para hacer más eficiente su funcionamiento, como lo es el caso de las prótesis robóticas, la cuales cuentan con sensores y una computadora que permite el caminar automatizado o que realice los movimientos que la persona desee únicamente detectando los impulsos nerviosos enviados por el cerebro. Sin embargo este tipo de tecnología puede incrementar el precio de una prótesis de forma bastante considerable.
  • Acabados: Los acabados y detalles en las prótesis de pierna también determinan su precio, ya que existen algunas que cuentan con diseños y materiales que buscan imitar lo más posible la piel humana y la forma natural de una pierna, de tal modo que el dispositivo para desapercibido.
  • Aditamentos especiales: En muchas ocasiones y dependiendo de la valoración clínica, algunas personas pueden necesitar prótesis con algunos dispositivos especializados, como órtesis o aparatos ortopédicos adicionales que sean necesarios según su condición o algún padecimiento que sufran, como agenesia o o alguna enfermedad crónica.

¿De qué depende el diseño y las características de mi prótesis de pierna?

Como lo hemos mencionado, para que un especialista te pueda decir cuánto cuesta una prótesis de pierna, primero que nada debe determinar el tipo de dispositivo y los materiales necesarios, y para esto, se deben considerar criterios para la recomendación de un modelo de prótesis, como:

  • Condición clínica del paciente
  • Características del muñón
  • Actividad del paciente
  • Ocupación u oficio
  • Metas y estilo de vida
  • Estatura y talla
  • Edad
  • Género
  • Lugares donde se utilizará la prótesis

¿Cómo ahorrar en tu prótesis de pierna?

Si bien una prótesis de pierna siempre es una inversión importante de varios miles de pesos, es necesario mencionar que hay algunas formas de economizar en estas sin vulnerar tu seguridad ni tu salud.

Para esto, podemos elegir prótesis austeras que quizá no cuenten con tantos aditamentos tecnológicos pero que sí sean suficientes para permitirnos realizar tareas básicas, como caminar y realizar nuestras actividades en el hogar y en el trabajo (siempre y cuando sea un trabajo de oficina).

Sin embargo, debemos considerar que estas prótesis pueden no ser aptas para correr o para trabajos más pesados.

Lo más importante al tratarse de un aparato médico que tiene la capacidad de elevar nuestra calidad de vida y nuestra salud, es no escatimar en gastos y siempre poner como prioridad nuestro bienestar.

¿Cuál es el promedio de costo de una prótesis de pierna?

A pesar de que ya mencionamos que no podemos decir un precio fijo de las prótesis, sí podemos adelantar que en promedio estos dispositivos tienen costos de entre $18,000 a $40,000 pesos mexicanos.

¿Dónde encontrar las mejores prótesis de pierna al mejor precio?

Sólo en Miprotesisdepierna.mx podrás encontrar los dispositivos de la mayor calidad al menor precio en el mercado, ayudándote a recuperar tu calidad de vida y cuidando de la economía y el bienestar de toda tu familia.

En la actualidad contamos con prótesis de pierna con costos a partir de los $14,999 pesos mexicanos, además de flexibles planes de financiamiento a meses sin intereses, de tal forma que tú o cualquier persona que lo necesite pueda recuperar hoy mismo su capacidad de caminar.

Postura corporal: ¿Qué es y por qué es importante?

¿Cuántas veces no hemos escuchado sobre la importancia de mantener una buena postura corporal? Seguramente hasta varias veces al día en el trabajo, anuncios de sillas, almohadas, colchones y más. Y es que aunque parezca un tema gastado, lo cierto es que es innegable su importancia para nuestra salud y calidad de vida.

También es bastante común que muchas personas den por hecho que ya conocen las bases de una buena postura, sin embargo, está demostrado que la gran mayoría de las personas no conservan una correcta postura corporal al caminar, sentarse o dormir, lo que a mediano y largo plazo puede traer consecuencias negativas para nuestro cuerpo y salud.

Es por ello que en esta ocasión en Miprotesisdepierna.mx hablaremos sobre qué es la postura corporal, su importancia y cómo conservarla correctamente para el beneficio de nuestra salud y calidad de vida.

¿Qué es la postura corporal?

Como tal, se le conoce como “postura corporal” a la posición en la que se mantiene el cuerpo humano, ya sea correcta o incorrecta para cualquier actividad.

Existen diferentes clasificaciones de la postura corporal, como cuando estamos en movimiento (conocida como postura dinámica), que es la forma en la que se sostiene el cuerpo al moverse (huesos, músculos, articulaciones, etc.), En cada movimiento o actividad tenemos una postura distinta y existen formas correctas e incorrectas de hacerlo, ya sea para caminar, correr, sentarse, agacharse, saltar, etc.

Asimismo también existe la postura corporal sin movimiento (postura estática), esta es la manera en la que el cuerpo se posiciona al estar de pie, sentado, reclinado o acostado.

Se puede resumir el concepto de la postura corporal como la forma en la que se posicionan las estructuras que conforman el sistema músculo esquelético (huesos, músculos, tendones, articulaciones, etc.) para lograr un balance en determinado tiempo, que permite realizar ciertas actividades y que conserva la salud y bienestar de todos los sistemas del cuerpo humano, evitando padecimientos, lesiones, desgaste o dolor.

¿Qué influye en la postura corporal?

La postura corporal se refiere a la posición correcta de nuestro cuerpo y los órganos y estructuras que lo componen para realizar cualquier tipo de movimiento o tarea, ya sea activa o inactiva.

Los movimientos, inclinación, presión y estrés aplicado a un área por la posición en que nos encontramos pueden influir entre una buena o mala salud, por lo que es importante conocer cuáles son las formas recomendadas por los expertos para evitar situaciones que nos afecten.

En esto principalmente entra en juego el sistema músculo esquelético (huesos, músculos, tendones, articulaciones, etc.), que es el encargado de sostener nuestro cuerpo y que debe procurarse mantener en buena condición para evitar problemas a mediano y largo plazo.

Una incorrecta postura puede generar desgastes y lesiones en los músculos, huesos, tendones y más, lo que termina por generar dolores, reduciendo capacidades y a largo plazo, afectando a otro tipo de órganos o sistemas, como el flujo sanguíneo o el sistema nervioso.

¿Por qué es importante mantener una buena postura corporal?

Mantener una postura corporal correcta tiene numerosos beneficios: además de sentirnos mucho mejor, nuestro cuerpo estará mucho mejor y estaremos cuidando tanto nuestros músculos, articulaciones, circulación sanguínea e, incluso, mente, ya que no estarán sometidos a tensiones y esfuerzos innecesarios.

Dado que el cuerpo humano puede adoptar infinidad de posturas, es posible hablar de ciertas posturas corporales deseadas o beneficiosas. Se considera que una buena postura corporal es aquella en que el cuerpo se mantiene erguido y con la espalda recta, lo que permite tener una oxigenación adecuada y evitar los problemas de columna y de los músculos.

El cuerpo excesivamente inclinado hacia delante, en cambio, dificulta la respiración, comprime los órganos de la digestión y puede generar problemas como escoliosis o lumbago.

Mantener la espalda erguida también es importante para tener una buena postura corporal cuando la persona se encuentra sentada (por ejemplo, frente al monitor de la computadora).

¿Cuál es la postura corporal correcta?

Como tal no hay una sóla postura corporal correcta, pues esta depende de la actividad que estemos realizando, por lo que existen posturas recomendadas para caminar, sentarse, acostarse o para muchas otras actividades.

Se considera que una buena postura corporal es aquella en que el cuerpo se mantiene erguido y con la espalda recta, lo que permite tener una oxigenación adecuada y evitar los problemas de columna y de los músculos.

El cuerpo excesivamente inclinado hacia delante, en cambio, dificulta la respiración, comprime los órganos de la digestión y puede generar problemas como escoliosis o lumbago.

Mantener la espalda erguida también es importante para tener una buena postura corporal cuando la persona se encuentra sentada (por ejemplo, frente al monitor de la computadora).

¿Cómo afecta a la salud una postura corporal incorrecta?

Tener una mala postura al caminar, sentarse, acostarse o realizar cualquier otra actividad puede tener grandes repercusiones negativas a corto, mediano y largo plazo, las cuales pueden generar dolores, padecimientos y afectar en general a todo el funcionamiento de nuestro cuerpo.

Entre los principales problemas derivados de una mala postura se encuentran:

  • Desalinear su sistema musculoesquelético
  • Desgastar su columna vertebral, haciéndola más frágil y con tendencia a lesiones
  • Causar dolor en el cuello, hombros y espalda
  • Disminuir su flexibilidad
  • Afectar la forma correcta de cómo se mueven sus articulaciones
  • Afectar su equilibrio y aumentar su riesgo de caerse
  • Hacer más difícil digerir la comida
  • Dificultar la respiración

¿Cómo mejorar la postura corporal?

La postura correcta dependerá, como lo mencionamos, de nuestra actividad: Si estamos de pie, acostados, sentados, caminando, corriendo, etc.

Una postura corporal correcta es aquella que usa la mínima contracción muscular y la menor tensión en los ligamentos en todo momento. El secreto de una buena postura corporal está en la posición de la columna vertebral.

La columna vertebral está dotada de tres curvas naturales, que se encuentran en el cuello, en la parte media de la espalda y en la parte baja de la misma. Para procurar una buena postura, deberíamos mantener la forma natural de estas curvas, pero no aumentarlas. Para ello, la cabeza debe mantenerse erguida sobre los hombros, y éstos deben estar alineados con las caderas. Si no es así, debes corregir la postura de tu espalda ya que, si no, podría causarte tensión, molestias o dolor.

Para mejorar de manera general la postura corporal puedes seguir los siguientes consejos:

  • Siempre hay que estar conscientes de la postura que tenemos durante actividades diarias, como en el trabajo, al mirar televisión, caminar, realizar labores del hogar y al practicar deporte.
  • Manténgase activo. Cualquier tipo de ejercicio puede ayudar a mejorar su postura, pero ciertos tipos de ejercicios pueden ser especialmente útiles. Por ejemplo, yoga, pilates, danza y otros tipos que se centran en la conciencia del cuerpo.
  • Control de peso. El sobrepeso puede atrofiar los músculos abdominales, causar problemas de la pelvis y la columna vertebral y contribuir al dolor lumbar (espalda baja). Todo esto puede dañar tu postura.
  • Calzado adecuado. Es importante usar un calzado cómodo y a nuestra medida, evitando lo más posible usar aquellos que causen molestias o posiciones forzadas, como los tacones altos pueden afectar su equilibrio y obligarlo a caminar de manera diferente. Esto puede aumentar la presión sobre sus músculos y dañar su postura.
  • Superficies de trabajo: Debes verificar que las superficies de trabajo estén a una altura cómoda para usted, ya sea al estar sentado frente a una computadora, preparando la cena o comiendo.

Huesos del pie: Todo sobre la anatomía ósea

Los pies son una de las extremidades más importantes y básicas de nuestro cuerpo, pues son como tal nuestro punto de apoyo y herramientas que nos permiten desplazarnos en el medio en el que habitamos. Por ello, conocer todo sobre su anatomía, funcionamiento y cuidados resulta indispensable para todos.

Dentro de la anatomía del pie, de la cual ya hemos hablado previamente en otro artículo que puedes encontrar aquí, existe un área de especial importancia: los huesos del pie.

Nuestros pies, como las manos, tienen estructuras óseas altamente complejas por la cantidad de piezas que los componen, cada una con una función específica que hace que toda la maquinaria motora pueda moverse de forma armónica, de tal forma que seamos capaces de ponernos de pie, caminar, correr o de realizar prácticamente cualquier movimiento o actividad.

Es por ello que en esta ocasión nos adentraremos un poco más en el tema de los huesos de pie, de tal forma que podamos conocer y comprender cómo estos órganos tan complejos nos permiten realizar un sin fin de tareas para nuestro desarrollo y vida diaria.

¿Qué son los huesos del pie y para qué funcionan?

Los huesos del pie, como tal, son el esqueleto y parte rígida que sostienen toda la estructura de la extremidad, los cuales están sujetos al resto del cuerpo por medio de los huesos de la pierna y que nos brindan la firmeza, estabilidad, resistencia y equilibrio para poder ponernos de pie y caminar.

Estos, como todos los huesos del cuerpo humano, están compuestos por un armazón proteico de colágeno, junto con un mineral llamado fosfato cálcico, que da la resistencia y dureza al armazón.

Los huesos también almacenan calcio, un mineral que pueden liberar en el torrente sanguíneo cuando esta sustancia es necesaria en otras partes del cuerpo. Las cantidades de algunas vitaminas y minerales que ingerimos, sobre todo la vitamina D y el calcio, afectan directamente a la cantidad de calcio que almacenamos en nuestros huesos, por lo que es recomendado ingerir alimentos o suplementos ricos en estas vitaminas y minerales para tener una buena salud ósea.

Los huesos están compuestos por dos tipos de tejido óseo:

  • Hueso compacto (o hueso cortical) que es la parte externa y sólida del hueso. Tiene un aspecto y color similar al del marfil y es altamente resistente a pesar de ser ligero. Su interior está lleno de orificios y canales, atravesados por vasos sanguíneos y nervios.
  • El hueso esponjoso (interior), llamado así ya que se asemeja a una esponja, y se encuentra dentro del hueso compacto. Está formado por un entramado en forma de malla compuesto por pequeños trozos de hueso llamados trabéculas óseas. Aquí es donde se encuentra la médula ósea.

Cuántos huesos tenemos en el pie?

En total, el pie humano está compuesto de 23 huesos distintos que se articulan entre sí para poder brindarnos la resistencia, fuerza, estabilidad y equilibrio que requerimos para el funcionamiento y desplazamiento de nuestro cuerpo.

Grupos de huesos del pie

Los huesos del pie se dividen en los siguientes 3 grupos:

Huesos del grupo proximal (retropié)

Se trata de la parte del pie humano que está formada por los 2 huesos más grandes, los cuales forman la articulación subastragalina:

  • Astrágalo: Sólo este hueso del tarso se articula con los huesos de la pierna, quedando sujeto por la mortaja tibioperonea y articulándose caudalmente con el calcáneo y ventralmente con el escafoides. Está compuesto de una cabeza o porción anterior que se articulará con el escafoides, un cuello o segmento intermedio y un cuerpo o porción posterior. El cuerpo es la parte más voluminosa, su cara superior es articular formando la porción media o principal de la tróclea o polea astragalina.
  • Calcáneo: Este hueso del pie tiene una forma irregularmente paralelepípeda, componiendo su mitad posterior la parte conocida como talón. En su cara superior distinguimos dos carillas articulares para el astrágalo. Entre ambas carillas existe un surco profundo denominado sulcus calcanei, que junto con sulcus tali forma un conducto o cueva ósea: el seno del tarso (sinus tarsi). La cara inferior es rugosa y presenta dos eminencias: las tuberosidades interna y externa del calcáneo. La cara externa presenta un pequeño tubérculo denominado tubérculo peroneo. En la cara interna podemos observar el canal calcáneo interno debajo del sustentaculum tali. La cara anterior es lisa y se articula con el cuboides. La cara posterior forma la parte prominente del talón.
  • Navicular: Este hueso del pie tiene una forma navicular. Su cara posterior o proximal ofrece una excavación articular para el astrágalo. Su cara anterior o distal presenta tres facetas triangulares para articularse con las cuñas del pie.
  • Cuñas o huesos cuneiformes: Son tres huesos: primera o medial, segunda o intermedia y tercera o lateral. Todas presentan una cara proximal triangular articulada con el escafoides y una cara distal también triangular articulada con los cuatro primeros metatarsianos.
  • Cuboides: Tiene forma irregularmente cuboidea. Su cara proximal es lisa y se articula con el calcáneo. Su cara distal presenta dos facetas articulares para el cuarto y quinto metatarsiano. En la cara medial presenta dos carillas, una anterior para la tercera cuña y otra posterior para el escafoides. El resto de sus caras (dorsal, plantar y lateral) son rugosas y no articulares. En la cara plantar destaca una cresta, la cresta del cuboides, que divide en dos partes su cara plantar constituyendo la parte anterior un canal denominado surco del peroneo lateral largo.

Grupo intermedio del pie.

  • Metatarsianos: Son pequeños huesos largos, que se disponen de dentro afuera con los nombres de primero, segundo, tercero, cuarto y quinto. No se encuentran en el mismo plano sino que forman un arco transversal, más elevado por dentro que por fuera. Cada uno de ellos consta de una base o extremo proximal, un cuerpo o diáfisis y una cabeza o extremidad distal. El quinto suele presentar un saliente posteroexterno a nivel de su base: La apófisis estiloides del quinto metatarsiano. La diáfisis es prismática triangular con base dorsal y arista plantar. El primer metatarsiano (el más grueso) se articula con la primera cuña, el segundo encaja entre las tres cuñas, el tercero solamente se articula con la tercera, el cuarto con la tercera y el cuboides, y el quinto solamente con el cuboides. Además, todos se articulan entre sí.

Grupo distal del pie

Este grupo está compuesto por la falanges, que también se conocen con los nombres de primera o proximal, segunda o medial y tercera o distal o unqueal. El dedo gordo o hallux solo tiene dos falanges: la proximal y la distal o unqueal. Son muy rudimentarias, presentando una base o extremidad proximal, una diáfisis muy corta y una cabeza o extremidad distal. Las superficies articulares de sus extremidades son trocleas rudimentarias.

¿Para qué sirve el pie?

El pie del cuerpo humano se trata de la base de sustentación y equilibrio del cuerpo, el cual permite que mantengamos una postura erguida para caminar en 2 extremidades como muchas otras posiciones deseadas y posibles. Su función es tanto estática, adaptándose a todas las irregularidades del suelo y superficies, proporcionando estabilidad, como dinámica amortiguando el impacto y reutilizando la energía acumulada para poder generar un movimiento constante a la hora de caminar o correr. Dependiendo de la posición del pie se tendrán o no ciertas repercusiones en las articulaciones.

Estos además, son los encargados de avisarnos sobre la presión y distribución de la carga que sostenemos debido a una serie de sensores nerviosos que detectan el peso y la inclinación, de tal manera que nuestro aparato motor pueda regular las fuerzas y tensiones para brindarnos estabilidad en cada paso y posición.

De igual forma, como muchas otras secciones de nuestro cuerpo (todas las cubiertas con piel), el pie puede brindarnos información sensorial sobre el medio en el que nos encontramos parados, como la temperatura del suelo, estabilidad, movimientos, texturas y más.

Anatomía del Pie: Partes, funciones y más

Absolutamente todos los órganos y extremidades del cuerpo humano cumplen una función fundamental en nuestra vida diaria y para poder realizar todo tipo de actividades y funciones, como lo son alimentarnos, comunicarnos, sujetar objetos y desplazarnos. Para esto último contamos con unas extremidades específicas: Las piernas y los pies.

Los pies son como tal el sustento de todo nuestro cuerpo en el entorno, los cuales nos brindan el soporte, fuerza y equilibrio que necesitamos para poder ponernos de pie, caminar, correr y realizar todo tipo de actividades físicas que requieran del desplazamiento de nuestro ser en el entorno en el que vivimos.

A pesar de que parecen una simple extremidad similar a las manos, lo cierto es que son sumamente complejos y tienen características y funciones únicas que son indispensables para nuestro desarrollo, bienestar y salud.

Por ello en esta ocasión en Miprotesisdepierna.mx abordaremos todo sobre la anatomía del pie, su funcionamiento, importancia y todo lo que debes saber sobre esta fascinante extremidad que nos sostiene y lleva a todos lados.

¿Qué es el pie?

El o los pies, por definición biológica y anatómica, son la extremidad o sección terminal de las extremidades inferiores (piernas) que soportan el peso del cuerpo y que permiten la locomoción y la retromoción (desplazamiento del cuerpo).

Se trata de una estructura anatómica que se encuentra en muchas especies de vertebrados, sobre todo de los terrestres, siendo estos su principal punto de contacto con el medio en el que coexisten y el soporte de todo el resto de su anatomía.

En muchas especies animales estas extremidades son denominadas como patas. Se trata de un órgano o sección independiente en la parte terminal de la pierna, y generalmente está compuesto por uno o más segmentos o huesos, incluyendo las zarpas, las pezuñas o las uñas (estas últimas en el caso de la especie humana y otros primates).

Los pies funcionan en coordinación con el resto de las secciones de las piernas para poder ofrecernos la habilidad de caminar, correr, escalar o inclusive sólo mantenernos de pie, pues aunque parezca una acción inerte, esta implica una gran cantidad de músculos, tendones y huesos que aplican el equilibrio y fuerza necesaria para sostenernos y no caer.

Por ello es que los pies juegan un papel fundamental en la vida de todas las personas, por lo que resulta importante conocer la anatomía del pie, cómo funcionan y cómo podemos prevenir padecimientos o lesiones en la zona que nos incapaciten.

¿Cuáles son las funciones de los pies?

El pie del cuerpo humano se trata de la base de sustentación y equilibrio del cuerpo, el cual permite que mantengamos una postura erguida para caminar en 2 extremidades como muchas otras posiciones deseadas y posibles. Su función es tanto estática, adaptándose a todas las irregularidades del suelo y superficies, proporcionando estabilidad, como dinámica amortiguando el impacto y reutilizando la energía acumulada para poder generar un movimiento constante a la hora de caminar o correr. Dependiendo de la posición del pie se tendrán o no ciertas repercusiones en las articulaciones.

Estos además, son los encargados de avisarnos sobre la presión y distribución de la carga que sostenemos debido a una serie de sensores nerviosos que detectan el peso y la inclinación, de tal manera que nuestro aparato motor pueda regular las fuerzas y tensiones para brindarnos estabilidad en cada paso y posición.

De igual forma, como muchas otras secciones de nuestro cuerpo (todas las cubiertas con piel), el pie puede brindarnos información sensorial sobre el medio en el que nos encontramos parados, como la temperatura del suelo, estabilidad, movimientos, texturas y más.

Anatomía del pie humano

Adentrándonos específicamente en los pies humanos, podemos decir que el pie de los humanos es una extremidad mecánica altamente compleja e importante, la cual se encuentra formada por 26 huesos, 33 articulaciones, 22 músculos y 107 ligamentos, los cuales en conjunto, nos brindan la capacidad de movimiento, equilibrio y la fuerza necesaria para realizar todo tipo de movimientos, desde caminar hasta para practicar deportes de precisión.

.

Partes del pie

En la anatomía del cuerpo humano, al pie se le divide en 3 secciones:

Retropié

Muchos la consideran como la parte de “atrás” del pie, la cual está compuesta por el astrágalo y calcáneo (talón), siendo la parte que se conecta con el tobillo y por ende con el resto de la pierna.

Mediopié

Se trata de la sección media de la anatomía del pie humano, la cual se conforma por: cuboides, navicular y 3 huesos cuneiformes que constituyen los arcos plantares.

Antepié

Parte delantera o final del pie, la cual se encuentra compuesta por los 5 metatarsianos (dedos del pie) que forman el metatarso y las falanges, cabe señalar que el dedo gordo tiene dos falanges mientras que el resto tiene 3.

Planta del pie

Otra parte que podemos destacar de la anatomía del pie (que se extiende por la parte inferior de las 3 secciones anteriormente descritas), es la planta del pie, la cual como tal es la parte de abajo de toda la extremidad, la cual, como las palmas de la mano, tiene un tipo de tejido más resistente y que se adapta al uso, suelos y temperaturas a los que se somete (claro, con las respectivas limitantes del cuerpo humano).

La planta del pie se compone por elementos óseos y ligamentosos que construyen a la conocida bóveda plantar (arco), una estructura sostenida por tres arcos:

  • Arco medial
  • Arco lateral
  • Arco transversal

Huesos que forman el pie humano

La anatomía del pie está compuesta por los siguientes huesos:

  • Astrágalo: Hueso que se articula con el resto de la pierna.
  • Calcáneo: Ubicado debajo del hueso astrágalo, el cual mantiene el equilibrio.
  • Escafoides: O navicular, une mecánicamente los huesos del tarso con los del metatarso. También brinda estabilidad al pie.
  • Cuboides: Transmiten la fuerza procedente del tobillo al resto del pie.
  • Primer cuneiforme: Fila de 3 huesos que se localizan en el tarso.
  • Segundo cuneiforme: Se encuentra entre la primera y tercer cuña.
  • Tercer cuneiforme: Se encuentra en la parte más interna del pie.
  • Primer metatarsiano: Hueso que comunica con las falanges del “dedo gordo” por la parte distal del pie.
  • Segundo metatarsiano: Se comunica en su parte distal con la segunda falange.
  • Tercer metatarsiano: Se comunica en su parte distal con la tercera falange.
  • Cuarto metatarsiano: Se comunica en su parte distal con la cuarta falange.
  • Quinto metatarsiano: Se comunica en su parte distal con la quinta falange.
  • Falanges: Cada uno de los 5 metatarsianos (dedos del pie) se componen de tres falanges a excepción del “dedo gordo” o “pulgar”, que solo tiene 2.

Músculos del pie

Como todas las extremidades del cuerpo humano, el pie logra su capacidad de movimiento y fuerza gracias a los músculos que recubren el tejido óseo. Este cuenta con dos grupos de músculos:

Extrínsecos

Se originan en la pierna y llegan hasta el tobillo o el pie, son los encargados de realizar los movimientos de flexión, inversión y la eversión.

Intrínsecos

Son músculos que se originan e insertan en el pie, son los encargados del movimiento de los dedos, apoyo del peso del cuerpo y su movimiento durante la locomoción.

   
4.8
-
5
de
1533
valoraciones
                       
© 2020 Aviso de Privacidad Todos los derechos reservados Mi Prótesis de Pierna.